jueves, 13 de mayo de 2010


La Casería es una de esas minúsculas partículas del universo. Un caserío desordenado de redes y azules, como una cuna que llora y se mece en el aire húmedo de la bahía. La Playa, sus huertos y hogares se sostienen sobre el fango de la mar de los pescadores y de los niños.
Allí la tierra se mueve. Más que una isla es un navío pintado hasta la mitad del casco de azul intenso y después de negro. Los sueños le caen sobre los hombros en los días de calma. El poniente los vuelve dulces y el levante locos.
Texto y Fotografía: Pedro Pablo Sara

3 comentarios:

Anatxu dijo...

Sabes dónde me sueño a veces????

Tejiendo redes. Redes azul barco.
Conseguiste que volviera a oler a mar.

txè dijo...

Que bonito tio!

y encima no llega a ser moñas como yo
jjajaajaj


ya te veo con el Gala dandole por el cerete guarro!

Juglar - Carlos B.T. Chaplin dijo...

gracias Anatxu!

txé... no lo repitas tanto que no me lo van a daaaaaaaar!